Global Preloader
Noticia Internacional
(10/Aug/2017) Navegadores inseguros. Los tiempos están cambiando.

Navegadores inseguros. Los tiempos están cambiando.

Hace unos días se anunció de la propia Adobe: Flash se acaba en 2020. Listo. Fin de una era. Aunque en su nota de prensa no mencionan ni de pasada las 1033 vulnerabilidades de seguridad que salen en una búsqueda rápida, Adobe alega únicamente un cambio de rumbo en la tecnología hacia estándares más abiertos, tales como HTML5 y WebGL.

Lo de Flash era una muerte anunciada. No podía ser de otro modo. Arrinconado por las vulnerabilidades, autentica puerta de entrada de toda clase de malware, y denostado por los buscadores, Flash fue reduciendo su masa de usuarios, desarrolladores y navegadores que lo soportan. Es incontable la cantidad de exploits que usan Flash como vector de explotación. Es tal el ritmo de aparición de CVE sobre Flash que hasta dejaron de ser noticia.

Aunque Adobe fija su fin en 2020, todavía quedarán los rescoldos de una larga batalla por la expulsión de Flash del campo de juego del navegador. Engaños a usuarios desprevenidos o navegadores sin actualizar. Sorprende que incluso con la política de actualizaciones automáticas todavía hay usuarios que no reinician el navegador para aplicarlas. Eso nos deja una pequeña rendija abierta en la ventana de exposición.

Flash no se queda solo. Los lectores de PDF incrustados en el navegador van siendo desplazados por el propio lector hecho en Javascript. Esto permite cerrar la vía a esos auténticos monstruos salidos de la mente de un escritor pasado de absenta que son los complementos nativos, auténticos quebraderos de cabeza de la navegación segura.

Otro que va borrando su mala impronta es Java. Hace tiempo que fue noticia su práctico baneo por los principales navegadores, y su uso generalista se ve marginado a ciertas aplicaciones obsoletas y sin mantenimiento, por ejemplo, algunas webs gubernamentales en las que te exigen “INTERNET EXPLORER 5.5 o superior / Java RunTime Environment Sun Versión 1.4.2. o superior”. Quién ha instalado una máquina virtual con un Windows 2000 y Java 1.4 obsoletos para firmar digitalmente sabe de qué se está hablando. Ahora esa misma firma electrónica se efectúa en, sorpresa, Javascript.