Global Preloader
Noticia Internacional
(02/Jan/2020) Los huéspedes exigen a los hoteles hacer hincapié en ciberseguridad

Los huéspedes exigen a los hoteles hacer hincapié en ciberseguridad

Muchas son las medidas que están empezando a adoptar en los alojamientos en este sentido, sin embargo hay otro problema que preocupa mucho a los huéspedes y sobre el que todavía no se toman las medidas suficientes: la ciberseguridad.

Además, los huéspedes sienten que es un problema cuya solución está lejos de su alcance. Sin embargo, todos compartimos datos en Internet y confiamos en que sean las empresas a quienes se los cedemos quienes los custodien. Nuestros datos van a parar a los hoteles, a las aerolíneas, a las tiendas online, webs y aplicaciones varias. Están por todos sitios. Pero, ¿pueden los huéspedes estar tranquilos?

Un reciente estudio realizado por IntSights sobre amenazas cibernéticas en el sector hotelero descubrió hasta 13 violaciones de datos graves en los últimos tres años. Además, estos investigadores se introdujeron en la conocida como ‘dark web’ y comprobaron que, cuando se hablaba de ciberataques hoteleros, el 31% de las menciones hacían referencia a Hilton, seguido de Marriott (28%).

Ni siquiera ser un hotel independiente nos libra de esta amenaza y, por mucho que nos esforcemos, seguimos estando expuestos. De hecho, este informe de Morphisec asegura que el 70% de los viajeros cree que los hoteles no invierten lo suficiente en ciberseguridad y el 60% teme a los sistemas POS de los restaurantes, considerando que conforman el lugar más susceptible a la hora de sufrir un ataque cibernético.

El 40% recela del Wifi y, lo que es más preocupante, los millennials creen que sus datos están más seguros reservando por Airbnb que en un hotel. Este dato se da la vuelta cuando responde un babyboomer, pues el 60% de ellos ve más vulnerabilidad en Airbnb.

Atención a los proveedores de tecnología

Por tanto, para los hoteles el tema de la ciberseguridad debería ser fundamental, sobre todo a la hora de asociarse con terceros. Si los socios tecnológicos en quienes confiamos tienen problemas de seguridad, el problema recaerá también en el hotel. Y todo ello sin olvidar la responsabilidad financiera que tienen los hoteles cuando se produce alguna de estas brechas, incluso si la violación se produce a través de un proveedor externo.

Con tantas tecnologías interconectadas, el riesgo es mucho mayor, sobre todo si alguna no es de máxima confianza. Por ejemplo, algunas marcas adoptan tecnología que comparten los datos de los clientes de un hotel a otro. Si no se manejan adecuadamente, pueden conducir fácilmente a violación de la privacidad.

El primer paso pasa por tratar la seguridad como algo mucho más importante que una casilla de verificación en la propuesta de un proveedor. Hay que hacer preguntas en profundidad para ver cómo trabajan la seguridad, cómo protegen los datos y qué estándares de privacidad mantiene. Más sobre esta nota...

Fuente